Te explicamos qué es USB 3.1 y cuáles son sus ventajas

Daniel Matus,Digital Trends 
Aunque las conexiones USB son las más comunes para todo tipo de cables y dispositivos externos, hay tantas formas, letras y números asociados que todo puede resultar confuso. Hay varias generaciones diferentes y muchos tipos a considerar, incluso cuando las ofertas más comunes tienden a señalar una o dos categorías. Uno de los más comunes en la actualidad es USB 3.1, pero ¿sabes realmente qué es el USB 3.1? ¿En qué se diferencia de los que estuvieron antes, y de los vinieron después? Justamente esto es lo que te queremos explicar a continuación.

El estándar y confiable Bus Universal de Serie (cuyas siglas en inglés le dan el nombre a aquello de que estamos hablando: USB. Por si no lo sabías…) se encuentra entre los más utilizados en el planeta. Pero el USB Implementers Forum, un compendio formado por compañías como Intel, Microsoft, Apple y HP para supervisar el desarrollo de la norma, está trabajando constantemente para mejorarlo. El USB 3.1 es solo uno de los muchos avances que se han realizado en las últimas dos décadas.

POR LOS NÚMEROS

USB 3.1 es un número generacional que se refiere principalmente a la velocidad de transferencia de datos del conector USB, no a su forma ni tamaño. Lanzado oficialmente en julio de 2013, el USB 3.1 (de manera confusa a veces denominado USB 3.1 Gen 2) tiene una velocidad de transferencia máxima de 10 gigabits por segundo (GBps). Eso equivale a 1,250 megabytes por segundo (MBps): ten en cuenta las mayúsculas. Reemplazó al USB 3.0, que tenía una velocidad de transferencia máxima de 5 Gbps y, desde entonces, ha ido siendo suplantado por el aún poco común USB 3.2, que tiene una velocidad de transferencia máxima de 20 GBps.

Todas estas velocidades son los máximos teóricos del USB estándar, y es poco probable que se den en el uso diario, pero sin duda notarás un aumento en la velocidad de transferencia de archivos al usar un dispositivo USB 3.1 sobre uno calificado como USB 3.0.

Un cable estándar Type-A, utilizado en la mayoría de los accesorios de PC actuales.

USB 3.1 no es compatible con todos los dispositivos modernos, pero lentamente ha ido adquiriendo un mayor soporte. Un buen ejemplo de cambio entre las generaciones de hardware sucede con la laptop Dell XPS 13. La computadora portátil XPS 13 9360 2017 se vendió con dos puertos USB 3.0, mientras que la versión 9370 2018 las reemplazó con conexiones USB 3.1.

Otra gran ventaja de USB 3.1 es que puede admitir una característica conocida como Power Delivery 2.0. Permite a los puertos compatibles proporcionar hasta 100w de potencia al dispositivo al que están conectados, lo cual permite la carga de dispositivos más grandes como computadoras portátiles a través de un solo cable USB. Esto se ve más comúnmente en computadoras portátiles que utilizan el nuevo estándar: USB-C.

USB-C NO ES LO MISMO QUE 3.1

MacBook con su único conector USB-C. © Maurizio Pesce/Flickr

Si bien a menudo se asocia con USB 3.1, el USB-C no es lo mismo. Los tipos de USB, como A, B y C, denotan la forma y el factor de forma del puerto y el conector, en lugar de la velocidad de transferencia de datos. Muchos dispositivos modernos han evolucionado desde los puertos clásicos USB-A, USB-B y microUSB a USB-C, que es pequeño, reversible y, a menudo, va de la mano con las velocidades de transferencia USB 3.1, aunque no siempre.

USB-A todavía se ofrece en una serie de dispositivos para ofrecer un soporte a accesorios y cables antiguos que aún usan ese estándar, pero cada vez es más común que las computadoras portátiles y teléfonos inteligentes vengan solo con conectividad USB-C.

Sin embargo, si una computadora portátil, tableta o teléfono inteligente tiene USB-A, USB-C o alguna otra conexión, aquello no garantiza que sea USB 3.1. El Microsoft Surface Book 2 viene con dos puertos USB-A y un puerto USB-C, todos los cuales son “USB Gen 1”, que en realidad son USB 3.0, no 3.1. Es confuso, sí, pero muestra cuán importante es leerse bien las especificaciones, si realmente te importa que tu nuevo hardware venga con los estándares más recientes.

THUNDERBOLT 3

Bill Roberson/Digital Trends

Para hacer las cosas aún más confusas, USB-C también puede ser compatible con los puertos Thunderbolt 3. Se trata de un estándar que utiliza el puerto USB-C y ofrece velocidades de transferencia de datos de hasta 40GBps, cuatro veces más que USB 3.1 e incluso dos veces más que USB 3.2. Aunque puede ser compatible con cables USB 3.1, no siempre es así.

Si el USB 3.1 está diseñado más para transferencias de datos y de carga, el Thunderbolt 3 apunta a una gama más amplia de habilidades. Es, a la vez, un medio de carga y de transferencia de datos, así como una solución de transmisión de contenido. Su desarrollador, Intel, promociona su capacidad para cargar dispositivos, así como enviar datos y videos a pantallas conectadas externamente al mismo tiempo. Al aprovechar el puerto USB-C, su compatibilidad se amplía considerablemente con respecto al conector miniDisplayPort de generaciones anteriores.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*