Liberados más de 300 niños soldado en Sudán del Sur

YAMBIO, Sudán del Sur (AP) — Más de 300 niños soldado fueron liberados el miércoles por grupos armados en Sudán del Sur, en la segunda liberación más grande de su clase desde el inicio de la guerra civil hace cinco años. Se cree que unos 19.000 niños han sido reclutados por los diferentes bandos del conflicto.

La ceremonia de “entrega de armas” para 87 niñas y 224 niños fue el primer paso en un proceso en el que deben liberarse al menos 700 niños soldado en las próximas semanas, indicó Naciones Unidas.

Entregar las armas y reanudar la vida normal es solo el “principio del viaje”, indicó el jefe de la misión de la ONU en Sudán del Sur, David Shearer. La ONU ha liberado a casi 2.000 niños soldado por ahora. Más del 10% de ellos tenía menos de 13 años.

Un chico de 17 años que había sido secuestrado y obligado a combatir asistió a la ceremonia del miércoles con los brazos en torno al cuerpo y la vista en el suelo. Solo dio su nombre de pila, Christopher.

“Me dijeron que matara a mi madre”, dijo en voz tan baja que apenas se oía.

El joven fue capturado en su casa a los 10 años por soldados de oposición, durante una época de conflictos locales. Más tarde, su madre se internó en el bosque para implorar a sus comandantes que lo liberaran.

“Cuando vino me dijeron que le pegara un tiro o me matarían a mí en su lugar”, dijo el chico. “No tuve opción, solo pedí a Dios que me perdonara”. Pero nunca había disparado, de modo que cuando apretó el gatillo se encasquilló el arma. Su madre escapó.

Ahora que es libre, Christopher dijo que su familia le ha perdonado.

Los niños liberados se reunirán con sus familias y recibirán apoyo psicológico y ayuda alimentaria para tres meses, junto con la oportunidad de ir a la escuela.

Aunque los cooperantes eran optimistas, les preocupaba que los niños puedan verse obligados a volver a grupos armados si continúa la violencia. Esta semana comenzó una nueva ronda de negociaciones de paz en la vecina Etiopía mediadas por un bloque regional.

“Si no se mantiene la paz y la gente se ve obligada a ir al bosque, perderemos a estos niños”, dijo Anne Hadjixros, empleada de protección de la infancia en UNICEF.

El reclutamiento de menores continúa, según grupos de derechos humanos, a pesar de que el gobierno de Sudán del Sur dice estar comprometido con poner fin a esa práctica.

“El reclutamiento y empleo continuado de niños por parte del Ejército y la oposición a grupos armados apunta a la descarada impunidad que reina en Sudán del Sur, y el terrible coste de esta guerra para los niños”, dijo Mausi Segun, director en África de Human Rights Watch, en un nuevo reporte esta semana.

La liberación de los niños es un gesto de paz, dijo el primer vicepresidente de Sudán del Sur, Taban Deng Gai en la ceremonia del miércoles.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*